[ loading / cargando ]

Suscripción gratuita al Boletín

Buscar Noticias

Inteligencia artificial: innovación tecnológica en los servicios legales


España ,   23 de octubre de 2019

Inteligencia artificial: innovación tecnológica en los servicios legales

La inteligencia artificial (IA) es lo que se le denomina "Machine Learning" o "Deep learning", es un sistema que desarrolla inteligencia, a medida que este se usa, se adapta y aprende del comportamiento de los usuarios.  Las grandes cantidades de datos abiertos y el progreso de los algoritmos han hecho que la máquina aprenda de forma autónoma la información proporcionada, por tal razón, la IA se ha convertido en una de las tecnologías más prometedoras del siglo XXI.

En el sector legal se está implementando con gran fuerza estos últimos años, con funcionalidades como la automatización de documentos o el procesamiento del lenguaje natural con el objetivo de permitirle a las firmas legales hacer uso más eficiente de su tiempo y recursos.

Sirven como apoyo en análisis masivo de documentos, apoyo para definición de estrategias procesales, facilita la identificación de riesgos para gestión de decisiones, etc.

Hoy en día, los abogados tienen otras funciones que aportan gran valor a la firma como un enfoque de servicio al cliente, asistencia a eventos internacionales, foros, networking, entre otros. Por lo que las herramientas de IA aportan gran valor ya que permite automatizar muchos procesos que antes se hacían manuales y repetitivos como revisiones de contratos, análisis de la documentación, extracción de datos de diferentes documentos, entre otros.

José Pérez de Uría Menéndez nos comenta "Cuando empezamos primeras pruebas de concepto hubo cierto escepticismo.  No tardamos mucho en darnos cuenta de que esta tecnología aplicada a la revisión documental, a la identificación de cláusulas, a la búsqueda de precedentes o a la predicción podrían ser de gran ayuda. Hoy se puede afirmar que en prácticamente todos los despachos de cierto tamaño la Inteligencia Artificial está siendo ya utilizada o están terminando sus pruebas de concepto."

María Jesús González Espejo - Socia directora del Instituto de Innovación Legal y vicepresidenta de la European LegalTech Association nos explica, "Las firmas legales de mayor tamaño están probando herramientas cuya funcionalidad esencial es analizar cantidades masivas de documentos para identificar en ellos determinados patrones, algo útil por ejemplo en el campo de las "Due Diligence" que se realizan operaciones de M&A."

Así mismo, González Espejo asegura que "Hay algunos casos de uso de aplicación de la IA a la gestión del conocimiento, por ejemplo, un despacho ha trabajado junto con una universidad en el diseño de una herramienta que realiza la clasificación automatizada en su gestión documental y otro, ha diseñado una herramienta que les permite también la clasificación de los documentos que reciben de los juzgados". "Por su parte los expertos en litigios de muchos despachos ya se están apoyando en las herramientas que les permiten hacer predicciones sobre los resultados en juicio, las que basadas en técnicas de big data analizan la jurisprudencia y aportan inteligencia de negocio al abogado."

Otro caso de uso interesante en el que participa un despacho es el que está desarrollando un consorcio con financiación europea de herramientas dirigidas al cumplimiento normativo en materia laboral y protección de datos.

Roberto Vicente, Responsable de Innovación de Pérez-Llorca explica, "El mercado ofrece muchas y variadas herramientas de IA, pero la clave es buscar las que se ajusten a las necesidades particulares de cada despacho o asesoría jurídica, aquellas que le ayuden a agilizar sus procesos de trabajo y a optimizar su tiempo".

Hay muchos proveedores que ofrecen soluciones de IA, así como consultoras de primer nivel y startups con capacidad de desarrollar estas herramientas. Los despachos están trabajando con aquellos que ofrecen las herramientas ad hoc que se busca y que aportan las mejores soluciones a los requerimientos de los despachos legales.

Algunas las más conocidas en el mercado legal son Luminance, Ravn System, Watson de IBM, Kira Systems, Westlaw de Thompson Reuter, por mencionar algunos.

El uso de las herramientas de IA tiene como resultado el aumento de la productividad de los abogados y permiten reducir hasta en un 75% del esfuerzo y tiempo que se invierte relacionado a la gestión de documentos del cliente.

A la fecha muchas firmas han revolucionado y han adoptado en modelo de negocio con la implementación de IA como DLA Piper, Pérez - Llorca, EY, Uría Menéndez, Cuatrecasas, Clifford Chance, Garrigues, Freshfields, etc.

"Nosotros llevamos trabajando con sistemas que usan IA desde hace tres años. Trabajando significa entrenando el sistema en castellano y en relación al sistema legal español. Es un trabajo muy intensivo en tiempo y en esfuerzo humano, pues es un entrenamiento asistido. Asistido significa que es un abogado, con cierta experiencia, quien le enseña al sistema a identificar los distintos tipos de cláusulas." comenta Santiago Gómez de Uría Menéndez.

Uno de los grandes retos de las firmas legales que toman la decisión de utilizar herramientas de IA es la fase de implantación de la tecnología pues no solo implica la inversión que se realice, sino que el recurso humano se debe entrenar y aprender a manejar la herramienta para obtener los resultados deseados por la firma.

Santiago Gómez, de Uría Menéndez, comenta cuales fueron sus mayores retos "En un principio no éramos conscientes del esfuerzo tan grande que había que realizar. Hemos tenido que dedicar muchas horas de abogado en el entrenamiento y pedirles mucho esfuerzo a todos ellos. El elemento que más ha contribuido a superar esas dificultades ha sido el del conocimiento. Hoy, tanto los abogados y técnicos participantes en el proyecto como el despacho tenemos una idea bastante clara de lo que la IA puede hacer para ayudarnos y conocemos perfectamente la situación de la tecnología en este sector."

Por otro lado, Rafael Madero de Pérez-Llorca, explica que "Uno de los puntos de fricción que hemos detectado es la escasa digitalización de la documentación en este sector. Casi todo está en formato papel, lo que dificulta la puesta en marcha de determinadas herramientas de IA, así como su "entrenamiento" por parte de los abogados."

Es importante tomar en cuenta que la IA no reemplazará a los abogados, sino que viene a rediseñar funciones y permite un desempeño a un nivel de valor más alto.

"Nosotros creemos que esta tecnología nos ayudará a ser mejores abogados y a centrarnos en las labores de verdadero valor añadido de nuestra profesión que los ordenadores hoy, y pensamos que durante bastante tiempo todavía, no pueden realizar.", añade Roberto Vicente de Pérez-Llorca.

Hay mucho que continuar aprendiendo sobre la IA, pues esta tecnología, sin duda, seguirá revolucionando el mundo legal.

Pero la IA no debe ser analizada sólo como una herramienta de apoyo o sustitución a la prestación de servicios jurídicos, sino también como una tecnología que afectará a prácticamente todos los sectores económicos: banca, seguros, medicina, energía, etc. impactando en ellos también jurídicamente y que, además, como industria de desarrollo tecnológico, requerirá de asesoramiento legal. Los abogados expertos en los aspectos jurídicos de la IA tienen con toda seguridad un gran futuro.

LATIN COUNSEL
 

Suscríbase a nuestro newsletter:

 

Nuestra presencia en redes sociales

  

  

  
 

  2018 - Todos los derechos reservados